Jean Paul Gaultier

Biografía

Jean Paul Gaultier nació en el año 1952, en Francia.
De pequeño se la pasaba observando los cambios que producía su abuela que trabajaba en un salón de belleza, como esteticista y peluquera, y el se quedaba fascinado observando las transformaciones que ella producía en sus clientas.
Estas transformaciones sirvieron a Jean Paul como pauta creativa e inspiradora para lo que luego consolidaría su talento como diseñador. Joven, creativo y autodidacta, pronto comenzó a diseñar bocetos, una afición que le llevó, con sólo 18 años, a conseguir un puesto de diseñador en el taller de Pierre Cardin, un modisto que le ofreció grandes oportunidades, pero Jean Paul, con 22 años, decide independizarse y presentar su propia colección femenina.
En ella deja patente su gusto por combinar texturas delicadas y diferentes, como el tul con el cuero, y la ropa informal con piezas formales, este mestizaje y mezcla de estilos es algo que no le pasa desapercibido a la crítica, que le pronostica una exitosa carrera.
Lleno de confianza y con la ayuda de Francis Menuge, (hombre que Jean Paul describe como lo mejor que le ha pasado en su vida),su primera colección individual fue lanzada en 1976 y su característico estilo irreverente data de 1981. Ha sido conocido como el enfant terrible (chico rebelde) de la moda francesa. Muchas de las siguientes colecciones de Gaultier estarían basadas en ropa callejera, inspirándose en la cultura popular, mientras otras, particularmente sus colecciones de alta costura, son muy formales y al mismo tiempo inusuales. En 1977 crea su propia marca y desde entonces presenta varias colecciones todos los años.
Los años `80 fueron suyos gracias a colecciones como High Tech, Etier papier, Paris Gaultier, Le Dadaiesme, colecciones basadas en ropa callejera, enfocadas en la cultura popular, y colecciones de alta costura muy formales y al mismo tiempo inusuales, forman el amplio espectro abarcado por Gaultier.
En 1984 lanza “Hombre objeto”, su primera colección de ropa masculina, a la que le siguió otra en la que visitó a los modelos con falda, lo cual generó amplias repercusiones.

Perfumería

Jean-Paul Gaulter también es famoso por su popular línea de fragancias. Su primer perfume, Classique, para mujeres fue introducida en 1993, seguida por Le Mâle para hombres dos años después. Ambas fueron muy exitosas, y Le Mâle es actualmente la fragancia número uno para hombres en la Unión Europea, según las ventas; también tiene una posición importante en los mercados de Australia y de los Estados Unidos.
Su tercera fragancia, Fragile (para mujeres), fue lanzada en el 2000, sin embargo ahora tiene una distribución limitada debido a las bajas ventas. En 2005 se lanzó un nuevo producto unisex, la «fragancia para la humanidad» Gaultier. Su lanzamiento en Canadá se demoró hasta enero del 2006, y en los Estados Unidos hasta agosto del 2006). Una nueva fragancia para hombres, Fleur du Male, con aroma de camelia, fue lanzada mundialmente en abril del 2007.
Todos los perfumes de Jean-Paul Gaultier son producidos bajo una licencia de muchos años propiedad de Beaute Prestige International, con oficinas centrales en París, una división de la compañía japonesa de cosméticos Shiseido quien también produce fragancias para Narciso Rodriguez e Issey Miyake.

Fama con Madonna y el cine

Jean-Paul Gaultier produjo los vestidos de la cantante Madonna en los años 1990, trabajando con Wolfrod Hosiery. Promovió el uso de faldas, especialmente el uso de kilts para los hombres. Gaultier causó un gran impacto al usar modelos poco convencionales en sus exhibiciones (como hombres viejos y mujeres poco delgadas, modelos tatuadas y con piercings) y por jugar con los roles tradicionales de género en sus desfiles. Esto le valió enormes críticas, pero también una enorme popularidad.
Gaultier también ha diseñado el vestuario de muchos filmes como El quinto elemento del director Luc Besson, Kika de Pedro Almodóvar, El cocinero, el ladrón, su mujer y su amante de Peter Greenaway y La ciudad de los niños perdidos de Jean-Pierre Jeunet. La Gira de conciertos Blonde Ambition Tour de Madonna también mostraba sus creaciones, siendo la más famosa el icónico corsé de color rosa con copas en forma de cono. Posteriormente Jean-Paul Gaultier diseñó el vestuario de otra gira de conciertos de la cantante Madonna, Confessions Tour (2006)

 

Fotogalería: Jean Paul Gaultier