Los Partos

 

Los partos fueron antiguos pueblos escitas que en el siglo III antes de J.C. organizaron un imperio, que fue abatido tras largas luchas por el emperador romano Trajano. Eran buenos jinetes y especialmente peligrosos cuando, fingiendo huir, disparaban por sobre el hombro flechas al enemigo que los perseguía. Por ello la retirada era peor que el ataque. Los partos usaban pantalones de diversos anchos, y sayos abiertos en toda su longitud a partir de la cintura o con un corte en el pecho y una banda alrededor del cuello.

La manga izquierda era mas larga que la derecha y cubría la mano, característica muy singular. Usaban sombreros altos. Los hombres que pertenecían a la nobleza usaban sayo, pantalón doble forrado de blanco y manto de color púrpura. L vestimenta de los reyes era semejante a la de los persas; sobre la túnica usaban un manto púrpura y corona.